Agua Mineral, tu mejor compañera para el gimnasio

Autor: Instituto de Investigación Agua y Salud | Categoría: Salud and tagged , , , , ,

aguamineral-gimnasio

Cuando vamos al gimnasio, sea cual sea la actividad que vayamos a realizar, tenemos que tener siempre muy presente la hidratación. Independientemente del ejercicio que hagamos, el cuerpo sigue necesitando su cantidad diaria de líquidos, imprescindible para el buen funcionamiento del organismo, y en este caso además necesitará un aporte extra, para recuperar lo perdido en el gimnasio, mientras sudamos.

Somos agua. Nuestro cuerpo está formado en su mayor parte por ella. Aproximadamente un 60% de nuestro cuerpo es agua. El agua es el principal componente del cuerpo humano y representa entre el 50 y el 70% del peso corporal total.

Al hacer ejercicio, nuestro cuerpo pierde más agua, por tanto necesitamos beber más para permanecer bien hidratados. Una regla básica para conseguirlo es: beber, antes, durante y después de realizar cualquier actividad deportiva.

La hidratación comienza en la casa. Antes de llegar al gimnasio, es conveniente haber ingerido agua. De esta forma el cuerpo llegará bien hidratado y será menos peligroso para nuestros niveles de hidratación, comenzar a sudar y perder rápidamente tanto líquido. Además una buena hidratación permite rendir mejor en el entrenamiento y ejecutar correctamente los ejercicios.

Durante la actividad física, lo ideal es beber agua a intervalos regulares cada 10 o 15 minutos, por lo que es recomendable llevar un botellín de agua mineral e ir dando pequeños sorbos para reponer el agua que perdemos con el sudor. Ello nos ayudara a evitar la aparición de calambres, lesiones, tendinitis, mareos o hipertermia y nos permitirá recuperarnos antes del esfuerzo, reduciendo las agujetas.

Después del ejercicio, a la salida del gimnasio, es prioritario compensar la pérdida de líquidos y sales, para una mejor recuperación de los músculos. Cuanto antes empecemos a reponer el líquido, antes nos recobraremos del ejercicio. Para ello, la mejor manera de hacerlo es con agua mineral, puesto que su composición constante en minerales ayudará al organismo a restaurar de forma saludable las cantidades eliminadas y lograr rápidamente un nivel normal de hidratación.

Si no reponemos el agua a tiempo, sufriremos deshidratación lo que alterará nuestro organismo, produciendo trastornos en nuestro cuerpo que podrían traducirse en un menor rendimiento físico o riesgos más serios para nuestra salud, en función del nivel de deshidratación que alcancemos.

Los especialistas recomiendan beber al menos dos litros de agua al día, o lo que es prácticamente igual beber ocho vasos, bien distribuidos a lo largo del día.

A partir de hoy ya sabes, hidratación y deporte deben ir unidos. Cuando prepares tu bolsa para ir al gimnasio no olvides incluir una botella de agua mineral que te permitirá hidratarte, durante y después de realizar tus ejercicios. Una buena hidratación y realizar deporte te ayudaran a mantener un estilo de vida sano y saludable. ¿Ya lo haces? Cuéntanos desde cuándo y por qué.

¿Te ha gustado el post? Compártelo

  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • Email
  • RSS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *